El pleno de la Suprema Corte de Justicia rechazó una reforma en materia de paridad de género que forzaba a Coahuila a elegir una gobernadora en las próximas elecciones de 2023.

El proyecto incluía una regla por la cual todos los partidos políticos tendrían que nominar a una mujer para la gubernatura cuando el mandatario vigente sea hombre, siendo la primera excepción a la regla en Coahuila cuyo gobierno solo ha sido liderado por varones.

Dado que el actual gobernador es Miguel Riquelme, en las próximas elecciones todos los partidos tendrían que presentar a su candidata, pero hasta el momento, tanto la oposición como la 4T solo tienen candidatos varones, ninguno ha posicionado a alguna mujer, lo que implicaría una reestructuración y proceso de elección dentro de todos los partidos.

Esta reforma se presentó en enero de 2021, pero se anuló el 27 de junio por faltar una consulta adecuada en los municipios, aunque superado este requisito, podría volver al tribunal antes de que se inicie el proceso electoral el próximo año y debido a una propuesta de la ministra Loretta Ortiz, la aplicación podría ejecutarse en las siguientes elecciones y no hasta 2029 como se había estipulado originalmente.

El tribunal local anuló la reforma luego de que dos diputados de morena revelaran que los ayuntamientos no sesionaron en referencia a la iniciativa, lo que incumplía con los requisitos legales para su aprobación, luego de eso los magistrados estatales no se pronunciaron al respecto y ordenaron al Congreso y los ayuntamientos desahogar un procedimiento lo más breve posible, para determinar si la reforma queda o no aprobada.

Si se logra reunir todos los requisitos la reforma podría volver a ser publicada en los mismos términos, aunque podría impugnarse de nuevo ante la Corte, donde tendría trámite preferente por tratarse de materia electoral.

Siguenos Y Comparte
0
fb-share-icon7560
Tweet 4k
Pin Share20

Por ADX