Por explotar sexualmente a mujeres y trata de personas, el bar con razón social “Rincón Alegre”, ubicado en Ixtlahuaca, fue clausurado por agentes de la Policía de Investigación (PDI).

De acuerdo con la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM), el cateo se realizó el pasado 30 de junio, donde se logró el rescate de tres posibles víctimas, de sexo femenino, todas mayores de edad.

La dependencia detalló que el operativo se llevó al cabo luego de una denuncia anónima.

En ella señalaron que al interior del establecimiento había mujeres que prestaban servicios sexuales, por lo que se integró un expediente.

Así, los agentes de la PDI, adscritos a la Fiscalía Especializada de Trata de Personas, realizaron un trabajo de campo.

Establecieron que existía la probabilidad de que se explotaran mujeres a través de la prostitución.

Una vez que un juez liberó una orden de cateo, los agentes se desplazaron al inmueble sitiado sobre la carretera Ixtlahuaca-San Felipe del Progreso, Delegación de San Juan de las Manzanas, donde finalmente irrumpieron.

Con el apoyo de la Policía Estatal, se rescató a las víctimas, se ubicó a cinco mujeres, de las cuales una era la encargada de la barra y cuatro comensales; 12 masculinos clientes, meseros y personal de seguridad, a quienes se les recabó entrevista con relación a los hechos.

A las víctimas se les brindó atención psicológica y médica y sus identidades se mantuvieron en el anonimato.

Siguenos Y Comparte
0
fb-share-icon7560
Tweet 4k
Pin Share20

Por ADX