Recriminan a secretario de Salud hospitales inconclusos y abandonados en el Edomex (2021)

WhatsApp Image 2021 10 15 at 13.53.08 750x375 1

Hospitales no terminados y abandonados, minimizar la muerte de niños por COVID-19, corrupción al interior de la Secretaría de Salud del Estado de México, la falta de insumos y medicinas y muertes de mujeres embarazadas, fueron los principales reclamos que le hicieron legisladores mexiquenses al secretario de Salud, Francisco Javier Fernández Clamont, durante su comparecencia ante el Pleno de la 61 Legislatura.

Al tener la palabra, la diputada del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Leticia Mejía García, tocó el tema del hospital de alta especialidad de Zumpango, donde se cobra a las familias de los pacientes una cuota de recuperación por atenderse.

“Pese a la existencia de la política federal de gratuidad para garantizar el acceso de los servicios de salud y medicamentos a la población”, reclamó la priista.

Este hospital de alta especialidad de Zumpango, cuenta actualmente con 42 camas, 29 consultorios, ocho quirófanos, atención de pacientes quemados y 28 especialidades, entre éstas, cardiología, ginecología, cuidados intensivos, neurología, traumatología, cirugía de cabeza y servicios de laboratorio y hemodiálisis.

La diputada Rosa María Zetina González, de Movimiento Regeneración Nacional (Morena), cuestionó al funcionario respecto a dónde quedaron más de mil millones de pesos que la Auditoría Superior de Fiscalización observó desde el año 2017, por diversas irregularidades.

“Aparecen pagos sin justificación ni comprobación, desvío del presupuesto, la transferencia de bonos y gratificaciones extraordinarias sin comprobantes CFDI, pagos indebidos por servicios no prestados, robo del ingreso recaudado en hospitales, gastos personales y un probable daño al patrimonio del Instituto de Salud del Estado de México”, enumeró la diputada.

Una vez que tomó tribuna, el diputado Rigoberto Vargas Cervantes, del Partido Nueva Alianza (NA), indicó que en el país los contagios y decesos entre menores de edad por la enfermedad del nuevo coronavirus, sigue sin dar tregua, pues las autoridades federales reportan durante la tercera “ola” de COVID-19, 613 defunciones y 60 contagios, mientras que en diciembre pasado se alcanzaron dos mil 672 casos infantiles.

“Se han minimizado las defunciones de menores por el virus durante esta tercera ola de contagios, el Estado de México encabeza la lista de fallecimientos con 93 muertes, le sigue el estado de Baja California y la Ciudad de México. Respecto a los contagios, un 57 por ciento corresponden a menores de entre 12 y 17 años, mientras que un 23 por ciento de los casos que se presentaron en infantes de entre seis y 11 años y la primera infancia, la Organización Panamericana de la Salud ha advertido, de que hay menores que pueden desarrollar un síndrome inflamatorio multisistémico grave a partir de la COVID-19”, informó el legislador.

María Luisa Mendoza Mondragón, coordinadora del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), refirió que se necesitan al menos 981 millones de pesos para terminar hospitales inconclusos y que están abandonados, “se encuentran en los municipios de Acolman, Aculco, Chicoloapan, Zumpango, Tepotzotlán, Zinacantepec, Cuautitlán Izcalli, Tlalnepantla y Ecatepec”.

Mientras que, los centros de salud que se ubican en comunidades rurales están en condiciones indignas, agregó la legisladora, “pues carecen de personal, de materiales (de curación), de medicamentos, eso es lo más complicado, de medicamentos suficientes para hacer frente al padecimiento, al menos de segundo nivel, obligando a la población de estos municipios rurales a desplazarse hacia poblaciones con mayor tamaño para recibir la atención que requieren de emergencia”.

Urgió al funcionario para que atienda el tema de posible corrupción que existe entre los verificadores sanitarios, “porque los comercios que lo único que quieren todos los días es contribuir a este país y los verificadores llegan a sorprender utilizando la famosa charola”.

En el desarrollo de su comparecencia que forma parte de la Glosa del cuarto informe de gobierno estatal, el secretario de Salud, Francisco Javier Fernández Clamont, explicó en el tema de vacunación contra COVID-19 que, por diversos factores, como el simple hecho de no creer en la vacuna para prevenir la gravedad de la enfermedad, hay un rezago importante en la aplicación.

“Tenemos historias de investigación que dicen que el 80 por ciento de todos los pacientes que están hospitalizados en el Instituto de Salud del Estado de México, no tienen vacuna, ¿qué quiere decir?, que la vacuna sí sirve, sirve para protegernos para una enfermedad grave de COVID, hasta el 51 por ciento una protección tenemos con una aplicación del esquema completo”, refirió.

Al tocar el tema del regreso a clases de forma voluntaria, detalló que a la fecha se contabilizan tres mil 548 casos confirmados, de estos, en niños suman dos mil 064 eventos epidemiológicos leves y solo hay una niña de 14 años de edad hospitalizada en el Instituto Materno Infantil, quien además padece algunas comorbilidades. “Y desgraciadamente, los más de mil 400 casos han sido en docentes y administrativos”.

En lo que respecta a infraestructura hospitalaria para continuar atendiendo a pacientes COVID, señaló que la saturación máxima en el tercer repunte de la pandemia fue del 65 por ciento en camas generales y 64 por ciento en camas con ventilador, “hoy les puedo decir que la ocupación hospitalaria es del 26 por ciento en el primer caso y 26 por ciento en el segundo”.

Por último, el Pleno de la 61 Legislatura del Estado de México, aplaudió de pie la labor que ha hecho todo el personal de la salud, lo que incluye médicos, especialistas, enfermeras, camilleros, administrativos y de limpieza, para atender durante más de 18 meses a pacientes con COVID.

A %d blogueros les gusta esto: